Instalar mods a un Elder Scrolls es fácil… para los que ya llevamos un tiempo en estos temas. Para un novato puede ser un auténtico infierno si es la primera vez que se acerca al mundillo del modding. Y para ellos va esta guía. A continuación, os mostraré los pasos básicos de cómo instalar mods en Skyrim utilizando la herramienta Nexus Mod Manager.

En primer lugar, hagamos una pequeña introducción a lo que es la herramienta. Nexus Mod Manager es una herramienta en fase beta lanzada por el conglomerado de sitios web Nexus, que aglutina mods para Skyrim, Oblivion y Morrowind, Fallout 3, Fallout New Vegas, Dragon Age y The Witcher 2. Con esta herramienta se podrán gestionar los mods de Skyrim (el que nos atañe), Oblivion, Fallout 3 y Fallout: New Vegas. En principio, el proceso debería ser el mismo en todos, así que estas instrucciones podrían extrapolarse a cualquiera de los juegos mencionados.

Lo primero de todo, descargar la herramienta desde el sitio oficial. Una vez descargada nos pedirá elegir unos directorios para almacenar los mods. Ahí irán a parar los mods que desinstalemos (ver más adelante), así que no seleccionar una carpeta como ‘escritorio’ o algo así, mejor escoger algo más ordenado. Esa carpeta también sera la que el programa lea para seleccionar los mods a instalar. También nos pedirá seleccionar la carpeta en la que está instalado Skyrim. Solo tenemos que abrir la carpeta de Steam>SteamApps>Common>Skyrim (ya un poco pesado, pero es lo que tiene Steam).

Una vez instalado el programa, lo ejecutamos. Nos aparecerá una ventana que nos pedirá seleccionar el juego que queremos gestionar. Evidentemente, seleccionamos Skyrim. Una vez hecho esto, nos aparecerá la ventana principal del programa.Nexus Mod Manager Skyrim Guía InstalaciónEn esta primera pestaña podremos ver los mods que tenemos instalados (ojo, solo veremos los mods que tengan un archivo .esp, si son solo texturas aquí no aparecerán). Los dos archivos ‘Skyrim.esm’ y ‘Update.esm’ son los archivos base del juego, el tercer archivo ”Tyantis.esp’ es un mod que yo he instalado aparte.Pulsad sobre la pestaña ‘Mods’. Ahí visualizaremos los mods que estén en el directorio que antes hemos especificado (subdirectorios incluídos). No hace falta descomprimir un archivo .zip/.rar/.7zip que hayas descargado, el Mod Manager lo hará por ti.

Veréis que hay una serie de marcas a la izquierda del nombre del mod. Si está marcado, es que está instalado, así de sencillo. Para instalar un mod simplemente tenéis que seguir los siguientes pasos:

  1. Seleccionar el archivo en cuestión y pulsar en el botón ‘Activates de select mod’.
  2. Esperar que el mod se instale.
  3. Aceptar el mensaje final de instalación.

¡Ya está! Con esto ya habrás instalado tu primer mod en Skyrim. Ahora, veremos otras formas de seleccionar los archivos para instalar el mod.

Comenzaremos por lo más sencillo: instalar mods que estén en otro directorio. Simplemente pulsa en el botón y selecciona el mod que quieras, esté en la carpeta que esté. El mod te aparecerá en la lista de mods y, simplemente, debes seguir los pasos de antes.

Ahora, algo un poco más complejo (y que poca gente utiliza): utilizar el gestor de descargas del Nexus Mod Manager para descargar mods desde ahí.

  1. Ve a la web ‘Skyrim Nexus‘ y, ahí, entra en el mod que prefieras.
  2. Pulsad en el botón ‘Download With Manager’ y aceptar la advertencia pulsando ‘Ejecutar aplicación’.
  3. Una vez ejectuado, automáticamente en la pestaña ‘Download Manager’ aparecerá la descarga.
  4. Cuando dicha descarga finalice, el mod ya podrá instalarse a la manera habitual.

Para lanzar el juego, yo recomiendo usar el lanzador del propio Mod Manager, sobre todo si utilizas el Skyrim Script Extender (si os suena a chino, tranquilidad, que próximamente publicaré una guía explicando cosas más avanzadas).

Por último, para desinstalar los mods, simplemente hay que seleccionarlos y pulsar sobre el tercer botón lateral. Esa acción eliminará todos los archivos que el mod haya instalado en la carpeta ‘Data’ del juego.

Y, por último, una serie de consejos:

  1. No borréis nunca el archivo de un mod que esté instalado. Provoca un error en el programa que solo se puede solucionar restaurando el archivo eliminado.
  2. No instaléis mods a lo loco. Esto es, jamás os instaléis más de un mod a la vez. Una vez instalado uno entrad al juego para ver si funciona y solo después de comprobarlo instalado otro mod. Esto es sobre todo para aquellos que, por el motivo que sea, utilicéis una versión más antigua del juego.
  3. Desactivad las actualizaciones automáticas de Steam. Y no lo digo de broma, suelen provocar ciertos problemas con los mods, así que yo si tenéis especial apego por uno aseguráos antes de que funcione en la versión a la que queráis actualizar.
  4. La señal de advertencia que está a la derecha de los mods significa que hay otra versión del mismo más actualizada. Esto da bastantes errores, ya que muchos mods no tienen el metadato de la versión, por lo que siempre aparecerá ese mensaje aunque la versión que tengas instalada sea la última. En ese caso, la versión del mod suele estar escrita en el título del mod, por lo que siempre se puede comprobar de manera sencilla.
  5. Pulsando sobre las advertencias antes mencionadas iréis directamente a la página del mod, para poder descargar la última versión.