Este mes he tenido la oportunidad de jugar en profundidad a los dos Little Big Planet de PS3, obteniendo una gratificante experiencia con cada uno. Es toda una alegría poder encontrar juegos así, donde la imaginación, ya no solo de los creadores sino de los propios jugadores, es la clave. Little Big Planet supo inventar este concepto, pero es Little Big Planet 2 el que lo lleva a la máxima potencia.

Cada nivel del modo historia es sencillamente genial. Contamos con pequeños vídeos cargados de humor para contar una historia, que sin ser nada a lo grande (cosa que no busca) es entretenida y te anima a seguir adelante. A diferencia del primer juego, en el cual todos los nivel eran plataformas puras, en Little Big Planet 2 contamos con niveles de plataformas, de carreras, de disparos al más puro estilo retro, enfrentamiento, y un largo etc. Todos estos niveles se encontrarán dentro de distintos mundos con 7 niveles principales cada uno y otros más secundarios a modo de minijuegos. El séptimo nivel de cada mundo será un enfrentamiento contra un jefe, al que deberemos derrotar adaptándonos al patrón de ataque que posea.

el poder de la imaginación - 1

Las tartas serán la mejor arma contra algunos jefes. Mmmm, tarta.

Además los niveles de plataformas, que a pesar de lo dicho siguen predominando, contamos con distintos artilugios como un gancho de agarre, unos guantes para levantar objetos pesados o incluso a otros jugadores, pistola de pintura, un casco un cañón de agua (que os recordará a Mario Sunshine), y otros más que harán que cada nivel sea el doble de divertido. También contaremos con los Sackbots en ciertos niveles, a los cuales tendremos que ayudar a llegar a su destino para que posteriormente nos ayuden en otras fases.

el poder de la imaginación - 2

Los controles se mantienen intactos con respecto a su primera entrega y siguen siendo cómodos y simples. A pesar de ello, habrá ciertos momentos que exigirán lo máximo de nuestra habilidad en los mandos para poder hacernos con los distintos objetos encerrados en burbujas que se encuentran por todos los escenarios. Alguno de ellos solo se podrán coger si jugamos acompañados, ya sea de otros tres amigos en casa o en línea.

Otra diferencia con el primer LBP es la disminución de importancia a las pegatinas y los adornos, bastante importantes en su predecesor y prácticamente ignorables en éste.

el poder de la imaginación - 3

¿Por qué no tener un televisor en la cabeza con orejas de gato?

Toda la ropa que hayamos conseguido en LBP 1 se encontrará disponible en su secuela también, que además aumentará el número de objetos considerablemente, permitiéndonos crear un Sackboy único.

Pero, sin duda alguna, donde el juego destaca especialmente es en su editor de niveles, un editor que permite al jugador crear a la perfección lo que tenga en mente. En LBP 2 no lo llamaría editor de niveles, sino editor de juegos ya que las posibilidades que contiene son ilimitadas. Solo tenemos que comprobarlo jugando a las creaciones de las distintas personas, pudiendo encontrar desde músicales en los que nosotros no seremos más que meros espectadores de algo genial a una recreación perfecta de los distintos niveles de Call Of Duty Zombies.

el poder de la imaginación - 5

Podremos visitar las cápsulas de los distintos jugadores de todo el mundo.

Sí, solo he soltado perlas del juego, pero es que es lo único que soy capaz de concebir de un juego que se aparta de todo lo que podemos encontrar en el mercado; donde la simpleza se convierte en complejidad y viceversa. Además, todos los niveles los he jugado en cooperativo y creedme que jugarlo con tres amigos más en una habitación son risas aseguradas.

Little-Big-Planet-2-ficha-tecnica

Gracias a Jenn Scarlett por la cabecera.