El panorama indie cada vez está más en auge. Sólo hay que ver los más de cinco millones de dólares que ha recaudado el último Humble Bundle. Gracias a Internet, las redes sociales, o vete tú a saber qué alineación de factores del caos, ahora existe vida más allá de la Triple A en cuanto a ocio electrónico. Y es que la calidad de los juegos no tendría que medirse por su potencia técnica, si no por algo muy básico que debería ser el prisma por el que valoráramos todos los juegos: su capacidad de divertir. Para eso no son necesarios noventa mil polígonos ni una banda sonora orquestal (cosa que ayuda, siendo sinceros), si no un concepto de juego original, disfrutable y que vaya más allá de los clichés que las grandes productoras se empeñan una y otra vez en repetir.

Lo que también es cierto, por otra parte, es que la línea de lo que es indie y lo que no empieza a desdibujarse cada vez más, dado que la popularización del género está creando auténticos titanes como Mojang o Team Meat, que pueden eclipsar fácilmente al resto del rico ecosistema de pequeños proyectos que conforman el panorama indie y cada vez resulta más difícil ver más allá de Minecraft, Limbo, Superbrothers, Bastion, Amnesia, Binding of Isaac, etc. Por eso, pretendo que mi misión en Xenogames sea explorar las profundidades de este contexto y rescatar para vosotros los proyectos interesantes que pueda ir encontrando.

Para estrenarme, me gustaría hablar de un juego que se ha lanzado hoy mismo y me ha llamado poderosamente la atención: The Real Texas

The Real Texas

Los creadores lo definen como una aventura de corte Action-RPG surrealista a caballo entre The Legend of Zelda: A link to the Past y Ultima VI. Su protagonista, Sam, es un ranchero común de Texas que durante una visita a Inglaterra cae por un misterioso portal y aparece en una versión bizarra de Texas.

La mecánica de combates pretende plasmar el estilo “novelesco” de los combates con revolver. No puedes moverte mientras disparas, en lugar de eso, debes pulsar primero el espacio o el botón derecho para desenfundar en tu pose guay de cowboy y luego apuntar y disparar con el mouse, cosa que no me disgusta. Otro elemento que me ha llamado la atención es la interacción con los NPCs y como puedes hablar de temas designados o escribir tú un tema que crees que pueda encajar con el personaje.

En su web prometen entornos variados y elementos bizarros inexplicables que amenizaran todos los niveles. Aunque lo mejor, sin duda, será que lo juzguéis vosotros mismos:

El precio oficial de The Real Texas es de 15$, aunque como promoción de lanzamiento está rebajado un 40% ahora en su web. (6,50€ al cambio, rebaja incluida.)