Xenoclassics (IV): The Legend of Zelda A Link to the Past

686
5
Compartir
Xenoclassics (IV): The Legend of Zelda A Link to the Past

Llegaba Septiembre de 1992 y Super Nintendo ya llevaba unos meses en la calle con excelentes juegos, pero había un hueco que rellenar. Los juegos de aventura-acción con tímidos toques RPG todavía no habían hecho acto de presencia en la consola (y mira que hubieron unos cuantos) y de eso se iban a encargar Takashi Tezuka y por supuesto Shigeru Miyamoto en el juego que se conoce también como Zelda 3. Cierto es que en NES la serie ya se había hecho notar, pero no fue hasta la llegada del cerebro de la bestia cuando ésta saga se popularizó entre todos los jugadores. Pensado en un primer momento para NES, su llegada a la 16 bits le hizo ser el primer cartucho con 1MB.

Todo comienza bajo una lluvia en el que es uno de los comienzos más recordados de la generación 16 bits. Link, descendiente de una familia de protectores de la familia real de Hyrule, despierta por una llamada de la princesa Zelda y le pide que vaya al castillo, que ha sido tomado por el malvado brujo Agahnim. Tras poner a la princesa a salvo, Link debe superar la prueba de las tres diosas y volver a rescatar a Zelda y las demás doncellas, ésta vez en el Dark World, que en realidad es el reino dorado pero tomado por Ganondorf.

 A Link to the Past es pionero en la serie en muchas cosas. Por primera vez se nos muestra un paralelismo entre dos mundos, Hyrule, con tres mazmorras y el castillo, y el Dark World con ocho mazmorras, un mundo bastante amplio para la época. Nosotros podemos viajar entre los dos mundos accediendo así a nuevas zonas, pues muchos lugares están conectados y deberemos jugar con eso para resolver ciertos puzzles.

The Legend of Zelda: A Link to the Past
Link regresa a casa tras una noche de botellón

Mientras que en la tierra de Hyrule, nuestro hogar, nos encontramos el castillo, el pueblo Kakariko, las cascadas Zora, el Lago Hylia, el desierto, la Montaña de la Muerte y el Bosque Perdido (donde se oculta la Espada Maestra), en el Dark World  estos lugares están cambiados y corrompidos por Ganon.

Otras cosas que veríamos a partir de esta entrega son la aparición de la Espada Maestra, el gancho y como mayor novedad, las mazmorras multinivel, es decir, ahora las mazmorras podían tener varios pisos, hasta ocho.

Una de las claves de su jugabilidad, que roza la perfección, es su sencillez en el manejo y diversión a la hora de controlar a Link y todo su elenco de armas / objetos. Como en todos los juegos de Miyamoto el argumento no es más que una excusa para meternos en una experiencia jugable que el japonés nos ofrece. En realidad todo no deja de ser un lavado de cara del primer The Legend of Zelda adaptado a 16 bits: nos movemos bajo una perspectiva cenital y podemos ir en todas las direcciones.

En todo momento podemos consultar el mapa donde nos indica la ubicación de las mazmorras y en el interior de éstas nos indica las salas ya visitadas, algo muy útil para no perdernos. Además del ataque con nuestra espada asignaremos otro botón para equipar un objeto, también podemos levantar setos o vasijas y arrastrar bloques o estatuas. Un título con los mejores puzzles creados por Nintendo que otros han intentado imitar sin los mismos resultados.

http://www.youtube.com/watch?v=7GIsOy5ObM4

 El movimiento de Link al caminar es magistral aparte de las animaciones de los ENORMES enemigos finales, además el colorido mundo tiene también muchas animaciones dotándole de un aspecto muy vivo. Aunque gráficamente sería superado, por ejemplo, con las entregas de Secret of Mana, ni por asomo éstas contienen una estructura tan sólida en todos sus apartados.

El músico Koji Kondo (considerado su mejor trabajo junto a Mario World y Yoshi’s Island) adaptó el tema principal y creó también la melodía del Dark World que se han hecho muy famosas, aunque como punto negativo diré sólo hay dos melodías para todas las mazmorras (en Hyrule y Dark World). Algunos sonidos no están a la altura de las melodías.

El juego ha sido reeditado en Game Boy Advance (por fin traducido al castellano) y la Consola Virtual de Wii. La versión portátil fue adaptada por Capcom y además incluía un nuevo juego, Four Swords, que nos obligaba a jugar con varias consolas conectadas.

Desde su mismo día de lanzamiento, A Link to the Past es considerado por la crítica como uno de los mejores juegos jamás creados por Nintendo, gracias a su jugabilidad, unos gráficos la mar de simpáticos como se caracterizan las grandes obras de Nintendo, diseño de escenarios y mazmorras y carismática música. Ha pasado de ser una revolución en su momento a considerarse uno de los mejores juegos de la historia y al igual que ocurre en el juego con la Espada Maestra, hay que tenerlo sobre un pedestal.

http://www.youtube.com/watch?v=cjpHzLYHkwA

5 Comentarios

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: Llegaba Septiembre de 1992 y Super Nintendo ya llevaba unos meses en la calle con excelentes juegos, pero había un hueco que rellenar. Los juegos de aventura-acción con tímidos toques RPG todavía no habían hecho acto de ……

  2. Jjajajaj, que grande el video publicitario, tocho, tocho el juego este, yo me propuse NO comprarme la N64 hasta terminarlo así que la adquirí unos meses después de su salida al mercado. Aún recuerdo el día y el momento en el que lo terminé fue un mes de Junio de 1997, ahora y aunque lo tengo en Game Boy Advance me lo estoy pasando en Archlinux con el Snes9x 1.53 GTK -port version 82, porque no me gusta que Link chille tanto ni la pantalla tan pequeña, además la rom que tengo está traducida al perfecto castellano. Gracias una vez más José Angel.

  3. Gracias chicos, la verdad tenía la espina clavada, nunca lo había jugado y me ha encantado, se nota que es el padre de todos (sin contar los de NES) y todas sus ideas se vieron en el futuro. Sublime, juego de 10

Dejar una respuesta